Cómo pasar medio día en Toledo. Desgraciadamente, no todo el mundo cuenta con mucho tiempo para ver nuestra ciudad. Otras veces, los visitantes piensan que Toledo, al ser una ciudad pequeña, no cuenta con mucho patrimonio. La mayoría suele decir que una mañana o una tarde son suficientes. En esta entrada daremos las claves para no perderse lo básico aunque solo vengas un rato a perderte por ella.

          Si elegís venir a Toledo e iniciar vuestro viaje al inicio de la semana, os recomiendo que vengáis a partir del martes, ya que los lunes, los monumentos que dependen de los diversos ministerios (Museo del Greco, Museo del Ejército / Alcázar y Museo del Tránsito), o de la Junta de Comunidades (Iglesia de San Román/Museo de los Concilios), están cerrados por descanso del personal. Y si podéis elegir entre la mañana y la tarde, preferiblemente elegid la mañana. Los monumentos cierran muy pronto por la tarde (el Alcázar a las 16:30 horas no permite el acceso y la Catedral a las 18:00 horas), por lo que tendréis el tiempo más limitado para ver lo principal.

 

Puerta de Bisagra Toledo

Puerta de Bisagra

Tanto si venís en AVE como si lo hacéis en autobús o en coche, os propongo iniciar vuestra visita a Toledo desde la Puerta de Bisagra, donde iniciaréis el camino para llegar a la plaza principal de Toledo, la Plaza de Zocodover. En el inicio podréis coger un mapa en la oficina de turismo. Si se os olvida, no os preocupéis, hay otros puntos donde adquirir un mapa de la ciudad. 

Desde la Puerta de Bisagra, aunque es cuesta arriba, conoceréis el verdadero Toledo, el de las cuestas. ¡No os quejéis tan pronto!, acabamos de empezar y el encanto de la ciudad también está en su orografía. En ese trayecto pasearéis por parte del conocido como arrabal de la granja y también, por el de la Antequeruela. Nosotros, los toledanos, conocemos esta zona como “los arrabales”.

 

Puerta del sol Toledo

Puerta del Sol

     Os topareis con la Iglesia mudéjar de Santiago del arrabal, la ermita de Nuestra Señora de la Estrella, la Puerta de Bab-al Mardum, con la próxima Mezquita del Cristo de la luz, a la que os recomiendo pasar, y en el camino hacia Zocodover, la Puertadel Sol.

     Ya en la subida de la cuesta de las armas, os enamorará la ciudad. Solo estáis mirando hacia afuera, el interior es aún mejor. Casi estamos en la Plaza de Zocodover, allí también podréis tomar un mapa de la ciudad en la oficina de turismo de sus soportales. 

 

Catedral Primada de Toledo

Desde ella bajaremos por la Calle del Comercio, disfrutando de cómo las calles se hacen cada vez más estrechas. Hasta llegar a la Catedral todo es cuesta abajo, ¡por fín!. En la plaza del Ayuntamiento, coqueta donde las haya, conoceréis otros dos monumentos a tener en cuenta, el Ayuntamiento y el Palacio Arzobispal (no, ninguno de los dos se visita). Entrar a la Catedral es de obligado cumplimiento, ya que es una de las joyas del gótico. Eso os  llevará una hora a buen ritmo, aunque yo estaría bastante más…

 

Puerta del cambrón Toledo

Puerta del Cambrón

      Para rematar la mañana antes de ir a comer os propongo pasear por el contorno de la antigua judería. En él podréis elegir pasear entre sus laberínticas calles o visitar alguna de las joyas patrimoniales. El cuadro de “El entierro del señor de Orgaz“, el museo de “El Greco”, las dos sinagogas o el monasterio. Sin duda el monasterio de San Juan de los Reyes, no os lo podéis perder. Si continuáis bajando por el barrio desembocaréis en otra de las puertas de la ciudad, la Puerta del Cambrón. Y como no, en el espectacular, Puente de San Martín

 

Puente san martin toledo

Si quieres visitar gran parte de este recorrido, la ruta Patrimonio y Cultura + Catedral te lo enseña.